×

Descripción general de Privacidad

Este sitio web utiliza cookies para que podamos ofrecerle la mejor experiencia como usuario posible. La información de las cookies que se almacena en su navegador y realiza funciones así como reconocerlo cuando regrese a nuestro sitio web y ayudar a nuestro equipo y comprender qué secciones del sitio le resultan más interesantes y útiles.

Puede ajustar todos los ajustes de cookies mediante la navegación de las pestañas en el lado izquierdo.

Nombre de la cookie Aceptar
Reglamento general de protección de datos - - GDPR PRO todo en 1 Este módulo ayuda a que el sitio sea compatible con GDPR al agregar las características que cumplen con la ley.

MMS original

¿Qúe es el MMS?

Mezcla de Clorito sódico al 25% y ácido clorhídrico al 4%, mezclado en la proporción de 1+1 genera un gas al ser activado y convirtiendo el agua saturada en Dióxido de cloro, gracias al gas que es soluble en agua pura. 

Cuando el dióxido de cloro se disuelve en agua, la mayor parte no se hidroliza:
permanece como gas disuelto en solución. Otra parte lo hace y forma a la vez
ion clorito (ClO 2–) e ion clorato (ClO 3–). La solubilidad del dióxido de cloro en agua al
nivel del mar y a 25 ° C es cercana a 3 g / L ( ≈ 3000 ppm). Su solubilidad
aumenta a temperaturas más bajas. Por tanto, cuando su concentración es
superior a los 3 gramos por litro, es habitual almacenarlo a temperaturas cercanas
a los 5 ° C. Disuelto en agua pura, en un recipiente herméticamente cerrado, en
ausencia de luz y a baja temperatura, es bastante estable aunque se descompone
lentamente en cloro y oxígeno. Los cloruros catalizan su descomposición.
En sistemas biológicos, ClO 2 Se puede esperar que desempeñe un papel importante como
agente antivírico / microbiano a través de la química oxidativa.

Filtros activos